Mediante la radiación relicta del nacimiento del Universo, los astrofísicos de la Universidad de Illinois han propuesto un nuevo procedimiento para medir la constante de Estructura Fina del pasado y compararla con la actual.Nike SF-AF1 Basándose en la absorción de la radiación de fondo de microondas de los átomos de Hidrógeno neutro, los investigadores han manifestado que podrían determinar la constante de Estructura Fina durante la “etapa oscura”, es decir después del Big Bang y antes de que se formaran las primeras estrellas, cuando el Universo estaba compuesto fundamentalmente por Hidrógeno neutro y Helio.

La constante de la Estructura Fina caracteriza la fuerza de la interacción electromagnética que constituye una de las cuatro fuerzas fundamentales de la Física, pero esta constante puede no ser “constante”. Observaciones recientes de Cuasars, (objetos parecidos a estrellas) a miles de millones de años luz de distancia, han permitido determinar un valor ligeramente diferente para esta constante.

“Si la constante de Estructura Fina varía con el tiempo y el espacio, se podría utilizar como prueba de una nueva Física, más allá del modelo estandard y de la teoría de la relatividad”, ha manifestado Benjamín Wandelt, cosmólogo de la universidad de Illinois, que desarrolló la técnica a emplear, junto con el estudiante graduado Rishi Khatri.

Wandelt ha añadido: una constante de Estructura Fina variable, también podría ayudar a explicar la misteriosa energía oscura que impregna el universo, y contribuiría a establecer una teoría que pudiese unificar la cuatro fuerzas fundamentales en la “Teoría del Todo”. Empleando la luz procedente de los Cuasars, los astrónomos pueden buscar variaciones en la constante de Estructura Fina desde hace 5 mil millones de años hasta el presente. Mediante los espectros de Hidrógeno neutro, los astrónomos pueden intentar ver mucho más atrás en el tiempo.

Wandelt continuó diciendo “existe un vacío de unos 300 000 años después del Big Bang, cuando fue emitida la radiación cósmica de fondo de microondas, hasta 500 millones de años después, cuando se formaron las primeras estrellas, nuestras técnicas de medición podrían determinar el valor de esta constante durante este periodo, que se conoce como ”.

Cuando un átomo de Hidrógeno neutro absorbe un fotón procedente de la radiación de fondo de microondas, altera el spin del electrón, produciendo una ligera diferencia en su espectro.

La huella indicadora de esta transición atómica a la longitud de onda de 21 cm, puede servir como elemento sensible para la búsqueda de valores pasados de esta constante, manifestaron Wandelt y Khatri quienes describieron su técnica de medición en un documento publicado en el diario Physical Review Letters y en esta página web a la que se hace referencia.

Puesto que la mayoría de los radiotelescopios son demasiado pequeños para hallar variaciones en la constante de Estructura Fina, existen nuevos instrumentos en fase de diseño y/o construcción, incluyendo el Long Wawelength Array y el Low Frequency Array, que proporcionarán los primeros valores cuando entren en funcionamiento.

Las medidas serán difíciles de realizar, pero no imposibles, ha añadido Wandelt.

Fuente: http://www.sciencedaily.com/releases/2007/04/070402153241.htm

N del T. quienes deseen un conocimiento más amplio acerca del concepto y finalidad de la constante de Estructura Fina, visiten la web : http://es.wikipedia.org/wiki/Constante_de_estructura_fina